¿Cuanto dura un sueño?


Cuando era niño le pregunté una mañana a mi abuelo, el que me enseñó a montar en bici, “¿cuánto dura un sueño?”; miró al infinito y quizás con los ojos humedecidos por la vivencia de sus propios recuerdos me respondió: “lo que tardas en despertar”.

Hace apenas un año soñé que se pueden hacer las cosas de forma diferente, que se puede cambiar la corriente de los ríos con la sola voluntad, que se puede corregir una inercia por muy fuerte que sea… sólo hace falta tener un motivo que merezca la pena.

Y La Fresneda merece la pena tener un sueño así; aquí, y ahora, se puede hacer un espacio-tiempo donde podamos vivir en felicidad y para ello hace falta tan poco: sólo tener ganas de mirar al futuro con optimismo.

Es cierto que en este territorio se han sucedido históricamente secuencias muy duras, de mucho dolor y tristeza; por aquí han pasado todos los ejércitos, desde los íberos a la resistencia maqui (visigodos, cartaginenses, romanos, árabes, franceses, carlistas y liberales, nacionales y republicanos) dispuestos a infringirse el mayor daño posible los unos a los otros; pero también es cierto que aquí se han dado hermosas escenas de solidaridad, que somos capaces de cuidarnos entre tod@s y que podemos vivir en felicidad.

El verano pasado yo soñaba con que el pueblo era una fiesta, que se podían tomar acuerdos en el Ayuntamiento por unanimidad, que se podía dar al pueblo el protagonismo y la responsabilidad en los proyectos y decisiones; pasaban los días, la Plaza bullía de niños jugando, las terrazas estaban llenas, había actos conjuntos… pero el tiempo no se detuvo y después del verano llegó el otoño; con cada hoja que el Cierzo arrastraba por las calles del pueblo, se iba un trozo de mi sueño.

El viernes tenemos Pleno; hemos propuesto una moción para garantizar la calidad de los servicios que presta el Ayuntamiento: es algo que no cuesta nada, sólo un poco de esfuerzo y mucho cariño, porque al final nos dedicamos a cuidar que la gente tenga las mejores condiciones para vivir. No es una guerra de Montescos y Capuletos, rojos o azules, capitalistas y comunistas, nacionalistas centralistas y nacionalistas regionalistas… La Fresneda no es el escenario de ninguna guerra, porque eso solo puede traer destrucción, exclusión y dolor.

Hoy me entregan una carta (la puedes leer aquí y aquí, aunque es difícil de comprender, parece que justifica que la deuda vaya por los 520.000 Euros en ocho meses de gobierno) y el orden del día en que no está la moción incluida; pienso que posiblemente se trate de un error involuntario porque, como los niños pequeños, me empeño en alargar el sueño más allá de la hora que ha marcado el implacable despertador.

Podemos hacer las cosas de forma diferente, podemos construir un Ayuntamiento de tod@s y para tod@s… y si podemos, ¿por qué no lo hacemos?; ¿son sólo palabras lanzadas al aire sin intención de hacerlas realidad o es un compromiso con el futuro?.

Cerremos los ojos un momento; pensemos cómo es ahora el pueblo y vamos a darle un valor de uno a diez: pongamos que lo hemos valorado en un 8. Ahora pensemos qué podemos hacer nosotr@s (no el gobierno nacional o regional, sino cada un@ de nosotr@s) para que suba la valoración una sola décima, solo una, hasta llegar al 8,1. Y ahora supongamos que somos 500 personas dispuestas a subir ese valor ese valor eso, sólo una décima, ¿donde podemos llegar?.

Nos pasaremos del 10 porque no hay límites a la capacidad de hacer cosas en común. Es verdad que también habrá gente atrapada en sus propias historias que no querrán sumar, que preferirán restar esa décima.

Ahora tenemos la posibilidad de decidir: ¿te apuntas al grupo de quienes preferimos sumar o prefieres quedarte con quienes optan por restar?. Tú mandas. Tú decides.

 

Anuncios

Gracias por dejar tu punto de vista

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: