Gracias


Hoy hace un calor que parece que Beatriz se haya dejado encendido un secador de pelo y lo esté dirigiendo hacia La Fresneda. El aire caliente, además de una cierta desgana, nos ha traído la novedad propuesta por Interpeñas para este año: decorar las calles donde haya una peña, lo que además de colorido, aporta un atractivo más para pasear por las calles del pueblo y ver las distintas propuestas, de la que ayer adelantaba una.

Pero hoy estaba reflexionando, con un café en la mesa del Casalduc mientras espero a que mi hijo salga de la academia, sobre el papel de las mujeres en las organizaciones y, en concreto, en las distintas comisiones que organizan eventos en La Fresneda.

Según un estudio de Hay Group, las mujeres podrían estar mejor preparadas naturalmente para el liderazgo, ya que tienen mejor desarrolladas que los hombres, habilidades clave necesarias para dirigir: la empatía, el manejo de conflictos, el conocimiento de sí mismo y la influencia. Estos rasgos están sistemáticamente relacionados a resultados positivos en la rama de negocios.

Los altos niveles de inteligencia emocional son elementos fundamentales en una estructura organizacional matricial, en el cual se requiere que los individuos ejerzan el liderazgo mediante la influencia, y no a través de la autoridad directa.

A menudo, las mujeres se enfrentan con barreras a lo largo de sus carreras que requieren que desarrollen estas habilidades para poder destacar y avanzar en las organizaciones permitiéndoles, en efecto, estar mejor preparadas para los desafíos y las complejidades del liderazgo en una matriz.

Por lo que voy conociendo, es habitual que en las organizaciones del pueblo en que hay hombres y mujeres, el reconocimiento público final suele ser sólo para los hombres: es lo mismo que ocurre cuando una mujer compra, lava, pela y guisa todos los preparativos para la paella a los que luego el hombre se limita añadir el arroz: lo que le granjea las felicitaciones y los laureles.

Por eso hoy he titulado el post como “gracias”, para agradecer y reconocer el esfuerzo de todas aquéllas personas que hacen cosas desde el anonimato, generalmente mujeres de La Fresneda en sus organizaciones municipales.

Por vuestro callado esfuerzo, GRACIAS.

Anuncios

Gracias por dejar tu punto de vista

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: